tisanas

Tisanas

El arte de disfrutar el presente

Mucho se ha escrito sobre tisanas, infusiones y decocciones y sus beneficios para nuestra salud. No hablaremos de eso hoy. Sólo nos enfocaremos en el placer de preparar una deliciosa infusión con el único objetivo de vivir el presente de manera consciente.

Tengamos siempre en cuenta que no debemos dejar de lado la consulta con un profesional de la salud si sospechamos sobre la ingesta de alguna bebida medicinal. Una vez resueltas nuestras dudas, es hora de poner manos a la obra. Recomendamos empezar por dar un paseo por la herboristería. Allí nos asesorarán sobre texturas, aromas y beneficios de las hierbas medicinales como también de sus variadas preparaciones.

Hay días que están marcados para beber una deliciosa infusión. Algunas personas eligen los días de lluvia o de bajas temperaturas; otras, esos días agotadores luego de un arduo trabajo o de estudio; y otras, simplemente disfrutan el placer de degustar su tisana sentados en un sillón manteniendo la paz interior. Cada cual conoce su cuerpo, su mente y sus preferencias.

Para la elaboración de cualquier brebaje es necesario focalizarse en el aquí y ahora. Cada paso de la elaboración es importante y ha de realizarse con total serenidad. El secreto de una buena infusión es el tiempo previo que le dedicamos y la delicadeza y amor con que ejecutamos cada paso. Lo primero que tenemos que hacer – antes de comenzar a preparar nuestro brebaje – es despejar la mente de pensamientos arrebatados. Nada es imposible, sólo práctica. Este es tu momento. Tal vez no lo logres hoy, mañana volverás a intentarlo… y pasado… y un día lo conseguirás.

Ahora, es el momento de pensar el color o la combinación de colores que queremos para nuestra bebida. Es necesario tomarse el tiempo para ello. Imaginar la taza. Visualizar el color de la tisana en la mente hasta que lo “veamos” con los ojos.

El siguiente paso es pensar en un aroma: suave, intenso, delicado. Sólo tu mente y tu cuerpo saben lo que necesitan.

Una vez lograda la elección, comienza la magia de la decocción. Esperar que hierva el agua, arrojar delicadamente las hojas seleccionadas. Empezar a sentir cómo el aroma invade toda la cocina y va penetrando por la nariz hasta llegar a invadir todo nuestro ser. Es el instante en que las hierbas y nosotros somos un solo elemento. Verter la tisana en un tazón, tomarlo entre las manos y percibir su aroma, su color, imaginar el sabor antes de beberlo, son pruebas de que ya estamos viviendo el presente y tenemos una cita privada con nosotros mismos. Entrecerrar los ojos y dejarse llevar por el perfume de las hierbas es, sin dudas, el instante ideal para poner a un lado aquellas preocupaciones y dedicar un momento a recargar energía y a vivir el presente.

 

natural

EL ARCO IRIS MEDICINAL

Rojo: Amapola, Té rojo, Hibiscus

Naranja: Caléndula, Cáscaras de naranja, Cúrcuma

Verde: Melisa, Menta, Té verde

Azul: Violeta, Palo azul, Butterbly Pea

Violeta: Lavanda, Oolong

Amarillo: Manzanilla, Jengibre, Espino amarillo


Scroll Up